El mundo contra Hugo Chávez

Al final va a tener razón el presidente venezolano cuando afirma que el mundo capitalista está en su contra. Pero claro, si a esto le añadimos, que el mundo capitalista ese que Chávez define como hijo del demonio somos todos a excepción de países de línea más bien comunista o con regímenes dictatoriales, pues claro, es que es la mayoría del planeta Tierra. Y es que a las opiniones de los políticos españoles sobre el líder venezolano Hugo Chávez, destapadas en cables de Wikileaks se suman hoy unas cuantas procedentes del otro lado del charco e incluso de la Iglesia. Y es que parece que el mundo se ha puesto en contra de Hugo Chávez.

Uribe, el presidente de Colombia, por su parte, ha llegado a hacer una comparación entre Hugo Chávez y Hitler; que sin quitarle el mérito al líder colombiano, bajo mi criterio, quitando el totalitarismo que Chávez quiere imponer, al líder venezolano le faltan luces para llegar a Hitler. Ya que Chávez llegó al poder cuando el pueblo se enctonraba perdido y cansado de la corrupción prometiendo un proyecto de futuro, que se convirtió en una ideología pasada, ya comprobada por otros muchos países, un comunismo que no lleva sino a la pobreza, al aislacionismo y a la ignorancia.

Dejando a Uribe a un lado, otro colectivo que tiene mucho que decir sobre Hugo Chávez y parece decidido a mover al mundo contra Hugo Chávez es la Iglesia. La Institución católica critica fuertemente la debilidad de los europeos ante el presidente venezolano. Y yo voy más allá. No solo de los europeos, sino del mundo entero, porque mientras este señor se dedica a hacer planes propios, que atentan contra intereses particulares de terceros países, como puede ser España, en el caso del terrorismo de ETA, o Colombia, en el caso de las FaARC; e incluso de intereses mundiales con sus acuerdos nucleares con Irán, o su compra en masa de armamento a Rusia; el mundo va y le pone buena cara.

Señores, si un loco llega al poder, y con su poder se ven implicadas terceras partes, cuando su afán por controlar lo que no le pertenece nos pone en apuros a los demás, aislarlo es lo único que funciona. Déjenlo solo, retirenle las ayudas, amenácenlo como hace el a por doquier. Verá como sin nada, no tiene a donde correr. pero claro, si en lugar de eso, por poner un ejemplo desde España vemos como embarga a empresarios españoles, vemos como entrena a terroristas de ETA y vemos como se rie de nuestro sistema en nuestra cara, y vamos y le ponemos una sonrisa, el loco se crece. Y claro, si el mundo está contra Hugo Chávez con una sonrisa, no lamentemos luego las consecuencias.

Más info | El País

¡Comparte!