Europa acoge de manos abiertas al popular Mariano Rajoy

Parece que Rajoy, aún antes de ser envestido como presidente, ya tiene una agenda más que apretada, porque hoy y mañana, Mariano Rajoy se va a ver las caras con los grandes de Europa y EE.UU y de seguro que va a poner sobre la mesa todos los temas que nos ha lanzado a los electores en campaña, y que de una u otra manera se dirigían también a los miembros de los partidos internacionales. Y aunque la reunión de mañana con Merkel y Sarkozy lo alista en las listas conservadoras europeas, no es menos cierto que aunque las broncas todavía no van a empezar para España, ya que aún no hemos siquiera cambiado de presidente, los consejos para Rajoy van a ser muchos, y acontentar a Merkel y Sarkozy, va a ser entre toras cosas desacontentar a los ciudadanos.

Y es que ya empezamos mal. Porque desde que presento su programa electoral, Mariano Rajoy apostaba por no subir impuestos, pero ahora que ha puesto rumbo a Bruselas, parece que el líder de los populares no estará tan de acuerdo, e incluso se lo plantea como medida, no vaya a ser que por Europa le digan que lo tiene que hacer, así al menos, se justificará diciendo que era idea suya.

En todo caso, con esta noticia, sigo firme en mi idea de que cuando un partido se presenta con un programa electoral, el que nos ha vendido para conseguir el voto, debe cumplirlo a rajatabla, porque si no además de fraude de cara al electorado, estamos dándole el poder para que básicamente hagan lo que les de la gana. Pero claro ¿quién de los políticos actuales firmaría una reforma similar? Desde luego PP y PSOE no, porque lo de los programas es casi como un panfleto de usar y tirar.

Más info | El País

¡Comparte!