¿Qué estadísticas mira el PP? El resto de los españoles tenemos otros datos

Sinceramente. No sé si echarme a reír o a llorar. Cada vez que sale el encargado de turno del PP de dar las buenas nuevas es como para temblar. Ellos empiezan a hablar como si estuviesen dando un discurso de una clase magistral y de verdad se lo creyesen. Yo creo que en realidad las estadísticas que maneja el PP están sacadas de un retorcido horno maquiavélico (y lo digo en el más puro sentido El Príncipe, porque más de un discurso lo han calcado de por ahí) al que solo ellos tienen acceso.

Y es que por un lado tenemos a Europa llevándoles la contraria. Por otro tenemos a los principales organismos internacionales diciendo que este año no mejorará la cosa. Y ya por último todas las empresas que se dedican de alguna manera al análisis económico, y que no podríamos meter en el saco de esa oposición que quiere hundir la mucha credibilidad del PP también destacan otros datos, y son los de que la economía seguirá cayendo, que el nivel de desempleo es ya insostenible y que la brecha entre pobres y ricos es la más grande de toda la UE, incluyendo a los últimos países que han entrado en la Unión.

pp

Pero claro, ellos dicen que su reforma ha dado sus frutos. Que en marzo es la primera vez desde 2008 que baja el paro (claro que obvian que hace años que Semana Santa no cuadra en este mes y que además se trata de empleo temporal). Que dentro de nada habrá brotes verdes. Y que en los emprendedores y la famosa tarifa plana de 6 meses está el futuro. Vamos, que cualquier ales contradice con Rajoy hablando desde una pantalla de televisión. ¡Qué esa es otra!.

Vamos, que tenemos a un presidente que no solo nos miente más que habla, sino que además no permite que la prensa le haga preguntas y se desaparece del panorama de la opinión pública durante meses (la última intervención con prensa fue en enero). Y encima nos cuentan unos datos que solo ellos tienen. O sea, que o tienen una bola del futuro que es especial, o estos señores, sinceramente, no tienen ni idea. Y entre tanta poca idea, se les está olvidando la democracia de verdad.

¡Comparte!