Los políticos no llegan a fin de mes. O eso dicen

La verdad es que actualmente en España, creo que lo que menos nos debe preocupar es la crisis económica. Y no se confundan. Ni cobro lo que un político, que ya me gustaría, ni tampoco ando echando cohetes en términos de llegar al final de mes. Supongo que como la mayoría de los españoles, al menos de esos que aún tienen trabajo, a veces mejor que otras. Sin embargo no lo digo por eso, lo digo porque la crisis política que vivimos, la de la falta de moral y de ética en nuestra clase política que se viene demostrando cada día con nuevas declaraciones es como para preocuparse acerca de quién gobierna el dinero de nuestros impuestos.

Talavera de la Reina, Toledo, premio, mujeres, democracia, poema

Y es que el último en sumarse al que se jodan de Fabra, o al “yo cobro lo mismo que mi antecesor de Cospedal” ha sido un dirigente popular elegido por Ourense, al que le parece que “las pasa canutas para llegar a fin de mes con solo 5100 euros“. Claro que la polémica ha estado más que servida, porque como decía alguien por ahí po internet, hay que preguntarle a la cabeza lo que se quiere decir antes de abrir la boca.

Y con esas declaraciones no se me ocurre más que recordarle a todos los que defienden sus salarios, sus dietas por encima de lo que muchos cobran en todo el mes, o de sus privilegios de casta, que todo eso lo pagan el resto de españoles, esos mileuristas, parados de ZP, o defraudadores emprendedores, que es cómo les han llamado. Todos esos estudiantes que consumen y que viven de papá y de mamá, y a los jóvenes que por cierto le han quitado ya sus 400 euros. Todos esos, pagamos IVA, SS, IBI, impuesto de matriculación, impuestos por venta a particulares, impuestos y tasas municipales y un largo etcétera que luego sirve para mantener a todos esos que se les olvidó de dónde salen sus sueldos. Y si hubiera, un poco, y digo solo un poco de moral, todos los que no han sabido medir sus palabras, deberían estar viviendo no con los 400 euros, si no sin nada, como se encuentran muchas familias españolas.

¡Comparte!