A España no le gusta la reforma laboral

57 manifestaciones convocadas en toda España por CC OO y UGT son el protagonista ya no solo diría político, sino social del día. A España no le gusta la reforma laboral, porque han sido decenas de miles de personas las que han acudido y las que todavía ahora están en las calles para gritarle a Mariano Rajoy que así no se hacen las cosas.

La verdad es que la jornada está siendo cubierta por los grandes periódicos, y desde nuestro blog no queremos ni pretendemos competir con ellos, si no aportar una versión distinta de la historia, por lo que bajo mi punto de vista, de estas manifestaciones contra la reforma laboral hay dos conclusiones que sacar, de entre las más importantes, porque habría muchas más si nos ponemos a mirar con detalle.

La primera de ellas, es que en España debemos de carecer de sentido común. Y lo digo así con todas las palabras, porque hemos esperado a los que una vez nos traicionaron con ZP, los sindicatos, quedándose con millones de euros que comieron sin preocuparse por un desempleo in crescendo, nos convocasen para salir a las calles. ¿Acaso no hemos oído hablar de las redes sociales, y de las Revueltas árabes en la que el pueblo por sí mismo salía a la calle? SI el día de hoy fuese así daría un aplauso a los españoles, pero por desgracia no ha sido. Y hemos ido detrás de los que ahora se presentan como víctimas y dicen representar nuestros derechos.

La segunda, y ahora va por Mariano Rajoy, es que los políticos solo se preocupan por lo que creemos en las elecciones. Y Rajoy prometió junto con su PP confianza como valor y sobre todo lucha contra el paro como objetivo. Lo de hoy es solo un aviso, un aviso de que a España lo le gusta la reforma laboral y que como bien el mismo ha dicho ésta no resuleve el problema del paro. ¿Vamos a tener que esperar cuatro años más para que nos prometan más de lo mismo? ¿O piensan ponerse a escuchar lo que queremos y a solucionarlo?

Más info | El País

¡Comparte!